Cómo utilizar la esponja de konjac natural

¿Qué es la esponja konjac?

El konjac es una planta milenaria asiática cuya raíz tiene múltiples usos y beneficios para la salud. Se consume como alimento y también como accesorio en forma de esponja para la limpieza y cuidado facial y corporal.

La esponja se fabrica a partir de las raíces secas y molidas de la planta. En ocasiones se agrega carbón en polvo, arcilla verde o arcilla roja para beneficiar a los diferentes tipos de piel y extraer mejor las impurezas.

La esponja de konjac lleva siendo utilizada por las mujeres japonesas como parte de su rutina de belleza diaria desde hace más de 1.500 años. Debido a su textura suave, en Korea se utiliza como esponja de baño para bebés recién nacidos.

Las fibras vegetales de konjac contienen vitaminas, proteínas, ácidos grasos, antioxidantes y minerales beneficiosos para la piel. Por lo que además de limpiar y exfoliar con suavidad y eliminar las toxinas de la piel, la nutre en profundidad.

También se ha demostrado su capacidad para inhibir la proliferación de las bacterias que producen el acné.

Otro aspecto que resaltan los amantes de esta esponja es que, a diferencia de otros exfoliantes que dañan el medio ambiente, el konjac es un material completamente natural, no tóxico y biodegradable.

Beneficios del uso de la esponja konjac

El uso habitual de la esponja de konjac para limpiar y exfoliar la piel del rostro ofrece muchas ventajas:

    • Es adecuada para todo tipo de pieles, ya que su textura es muy suave
    • Su uso activa la microcirculación de la piel del rostro
    • Elimina las impurezas y toxinas de la piel, mejorando la oxigenación
    • Contiene de forma natural de vitaminas, ácidos grasos, antioxidantes y minerales que ayudan a mantener la piel más nutrida y joven.
    • Ayuda a prevenir los puntos negros, desobstruyendo y cerrando los poros y elimina el exceso de sebo
    • Es 100% natural y biodegradable
    • Es económica, ya que dura unos 3 meses

Cómo utilizar la esponja konjac

En su estado natural, la esponja de konjac tiene una textura dura, pero en contacto con el agua se hincha y se vuelve muy suave. Las fibras de konjac retienen hasta 100 veces su peso en agua.

    • Antes de su primer uso, sumerge la esponja en agua tibia durante unos 15 minutos. Después de los primeros usos, solamente será necesario remojarla durante 1-2 minutos para ablandarla.
    • Una vez la esponja haya absorbido el agua completamente, exprímela suavemente para liberar el exceso de agua. Puedes utilizarla al natural o con algún aceite limpiador o desmaquillante natural.
    • Masajea suavemente con movimientos circulares la piel del rostro, especialmente las zonas más secas o con mayor concentración de puntos negros o sebo. No hace falta ejercer presión, las fibras de la esponja exfoliarán la piel suavemente. Masajea durante 1-2 minutos.
    • Enjuaga la cara con agua fría abundante o retira los restos de aceite o desmaquillante con un disco de algodón orgánico humedecido con un poquito de agua micelar. No olvides aplicar tu tónico y crema hidratante habitual.
    • Siempre enjuaga la esponja de konjac con agua fría después de utilizarla, exprímela para eliminar el exceso de agua y cuélgala en un lugar seco y sin luz directa. Es importante no torcerla no doblarla para no dañar las fibras
    • Es muy recomendable desinfectar la esponja cada 15 días sumergiéndola en agua hirviendo durante 5 minutos. Al cabo de 2-3 meses, en cuanto la esponja empiece a perder volumen o a desintegrarse, sustitúyela por una nueva.

 

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Kunaq.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  GoDaddy.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad